Teoría atómica

La teoría atómica es la teoría científica de que la materia está compuesta de partículas llamadas átomos. La teoría atómica tiene sus orígenes en una antigua tradición filosófica conocida como atomismo. De acuerdo con esta idea, si uno tomara un trozo de materia y lo cortara en pedazos cada vez más pequeños, eventualmente llegaría a un punto en el que los pedazos ya no podrían cortarse en nada más pequeño. Los antiguos filósofos griegos llamaron a estas hipotéticas partículas últimas de materia átomos, una palabra que significaba "sin cortar".

A principios de 1800, el científico John Dalton notó que las sustancias químicas parecían combinarse y descomponerse en otras sustancias por peso en proporciones que sugerían que cada elemento químico está compuesto en última instancia por diminutas partículas indivisibles de peso constante. Poco después de 1850, ciertos físicos desarrollaron la teoría cinética de los gases y del calor, que modelaba matemáticamente el comportamiento de los gases asumiendo que estaban hechos de partículas. A principios del siglo XX, Albert Einstein y Jean Perrin demostraron que el movimiento browniano (el movimiento errático de los granos de polen en el agua) es causado por la acción de las moléculas de agua; esta tercera línea de evidencia silenció las dudas restantes entre los científicos sobre si los átomos y las moléculas eran reales. A lo largo del siglo XIX,

A principios del siglo XX, los científicos habían desarrollado modelos bastante detallados y precisos para la estructura de la materia, lo que condujo a clasificaciones más rigurosamente definidas para las diminutas partículas invisibles que componen la materia ordinaria. Un átomo ahora se define como la partícula básica que compone un elemento químico. A principios del siglo XX, los físicos descubrieron que las partículas que los químicos llaman "átomos" son en realidad aglomeraciones de partículas aún más pequeñas (partículas subatómicas), pero los científicos mantuvieron el nombre fuera de lo convencional. El término partícula elemental ahora se usa para referirse a partículas que en realidad son indivisibles.

It is a long established fact that a reader will be distracted by the readable content of a page when looking at its layout. The point of using Lorem Ipsum is that it has a more-or-less normal distribution of letters, as opposed to using 'Content here, content here', making it look like readable English.

You must log in to access this content
Iniciar con Google
Iniciar con Facebook
x