Historia de la propaganda

La propaganda es información que no es imparcial y se usa principalmente para influir en una audiencia y promover una agenda, a menudo presentando hechos de manera selectiva (quizás mintiendo por omisión) para alentar una síntesis particular, o usando mensajes cargados para producir una respuesta emocional en lugar de racional. la información presentada. El término propaganda ha adquirido una connotación fuertemente negativa por asociación con sus ejemplos más manipuladores y jingoístas.

Las formas primitivas de propaganda han sido una actividad humana desde que existe evidencia registrada confiable. La inscripción de Behistun (c. 515 a. C.) que detalla el ascenso de Darío I al trono persa es vista por la mayoría de los historiadores como un ejemplo temprano de propaganda. El Arthashastra escrito por Chanakya (c. 350 - 283 a. C.), profesor de ciencias políticas en la Universidad Takshashila y primer ministro del Imperio Maurya en la antigua India, analiza la propaganda en detalle, cómo difundirla y cómo aplicarla. en la guerra Su alumno Chandragupta Maurya (c. 340 - 293 a. C.), fundador del Imperio Maurya, empleó estos métodos durante su ascenso al poder.El creador más conocido de la historiografía romana fue Quintus Fabius Pictor (siglo III a. C.). Su estilo de escribir historia defendiendo las acciones del estado romano y usando mucho la propaganda finalmente se convirtió en una característica definitoria de la historiografía romana. Otro ejemplo de propaganda temprana es la obra del siglo XII, La guerra de los irlandeses con los extranjeros, escrita por los Dál gCais para presentarse como gobernantes legítimos de Irlanda.

La propaganda durante la Reforma, ayudada por la difusión de la imprenta en toda Europa, y en particular dentro de Alemania, hizo que nuevas ideas, pensamientos y doctrinas se pusieran a disposición del público en formas que nunca antes se habían visto antes del siglo XVI. La imprenta se inventó aproximadamente en 1450 y se extendió rápidamente a otras ciudades importantes de Europa; cuando la Reforma estaba en marcha en 1517, había centros de impresión en más de 200 de las principales ciudades europeas. Estos centros se convirtieron en los principales productores tanto de las obras de reforma de los reformadores protestantes como de las obras de antirreforma presentadas por los católicos romanos.

It is a long established fact that a reader will be distracted by the readable content of a page when looking at its layout. The point of using Lorem Ipsum is that it has a more-or-less normal distribution of letters, as opposed to using 'Content here, content here', making it look like readable English.

You must log in to access this content
Iniciar con Google
Iniciar con Facebook
x