Particularismo histórico

Ajustar Compartir Imprimir Citar

El particularismo histórico (acuñado por Marvin Harris en 1968) es ampliamente considerado como la primera escuela de pensamiento antropológico estadounidense.

Estrechamente asociado con Franz Boas y el enfoque boasiano de la antropología, el particularismo histórico rechazó el modelo evolutivo cultural que había dominado la antropología hasta Boas. Sostuvo que cada sociedad es una representación colectiva de su pasado histórico único. Boas rechazó el evolucionismo paralelo, la idea de que todas las sociedades están en el mismo camino y han alcanzado su nivel específico de desarrollo de la misma manera que todas las demás sociedades. En cambio, el particularismo histórico mostró que las sociedades podían alcanzar el mismo nivel de desarrollo cultural a través de diferentes caminos.

Boas sugirió que la difusión, el comercio, el entorno correspondiente y el accidente histórico pueden crear rasgos culturales similares. Tres rasgos, como sugiere Boas, se utilizan para explicar las costumbres culturales: las condiciones ambientales, los factores psicológicos y las conexiones históricas, siendo la historia la más importante (de ahí el nombre de la escuela).

Los críticos del particularismo histórico argumentan que es antiteórico porque no busca hacer teorías universales, aplicables a todas las culturas del mundo. Boas creía que las teorías surgirían espontáneamente una vez que se recopilaran suficientes datos. Esta escuela de pensamiento antropológico fue la primera en ser exclusivamente estadounidense y Boas (incluida su escuela de pensamiento) fue, posiblemente, el pensador antropológico más influyente en la historia de Estados Unidos.