Consumo de agua

Una huella hídrica, consumo de agua, o impacto hídrico muestra el alcance del uso del agua en relación con el consumo de las personas. La huella hídrica de un individuo, comunidad o empresa se define como el volumen total de agua dulce utilizada para producir los bienes y servicios consumidos por el individuo o la comunidad o producidos por la empresa. El uso del agua se mide en volumen de agua consumida (evaporada) y/o contaminada por unidad de tiempo. Una huella hídrica se puede calcular para cualquier grupo bien definido de consumidores (p. ej., un individuo, familia, pueblo, ciudad, provincia, estado o nación) o productores (p. ej., una organización pública, empresa privada o sector económico), para un solo proceso (como el cultivo de arroz) o para cualquier producto o servicio.

Tradicionalmente, el uso del agua se ha abordado desde el lado de la producción, mediante la cuantificación de las siguientes tres columnas de uso del agua: extracciones de agua en el sector agrícola, industrial y doméstico. Si bien esto proporciona datos valiosos, es una forma limitada de ver el uso del agua en un mundo globalizado, en el que los productos no siempre se consumen en su país de origen. El comercio internacional de productos agrícolas e industriales en efecto crea un flujo global de agua virtual o agua incorporada (similar al concepto de energía incorporada).

En 2002, se introdujo el concepto de huella hídrica para tener un indicador del uso del agua basado en el consumo, que pudiera proporcionar información útil además de los indicadores tradicionales del uso del agua basados ​​en el sector productivo. Es análogo al concepto de huella ecológica introducido en la década de 1990. La huella hídrica es un indicador geográficamente explícito, que no solo muestra los volúmenes de uso y contaminación del agua, sino también las ubicaciones. Por lo tanto, da una idea de cómo las elecciones y los procesos económicos influyen en la disponibilidad de recursos hídricos adecuados y otras realidades ecológicas en todo el mundo (y viceversa).

It is a long established fact that a reader will be distracted by the readable content of a page when looking at its layout. The point of using Lorem Ipsum is that it has a more-or-less normal distribution of letters, as opposed to using 'Content here, content here', making it look like readable English.

You must log in to access this content
Iniciar con Google
Iniciar con Facebook
x